24h Canarias.

24h Canarias.

La gestión de Torres en el Gobierno canario disminuye el desempleo y aumenta el empleo, desafiando al nuevo Ejecutivo a superar estos logros.

La gestión de Torres en el Gobierno canario disminuye el desempleo y aumenta el empleo, desafiando al nuevo Ejecutivo a superar estos logros.

El presidente canario en funciones critica que el nuevo Gobierno esté reconsiderando la reducción del IGIC del 7% al 5%

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 6 Jul.

El presidente del Gobierno de Canarias en funciones, Ángel Víctor Torres, ha cerrado este jueves su último Consejo de Gobierno antes de la investidura de Fernando Clavijo (CC) como presidente la próxima semana defendiendo su gestión económica que deja 174.000 parados en el archipiélago y 880.000 ocupados, 28.600 menos y 68.000 más respectivamente que hace cuatro años, y un aumento del gasto turístico por visitante y día.

En una rueda de prensa para dar cuenta de los acuerdos ha comentado que son "datos que no se habían conseguido nunca" en medio de una pandemia sanitaria, una erupción volcánica en La Palma, un cero turístico, una crisis migratoria y una subida de precios derivada de la invasión de Ucrania.

Ha admitido que "todo se puede mejorar" y ese será la labor del nuevo Gobierno, a quien ha pedido "trabajo, esfuerzo, sacrificio, honradez, dar la cara, decir la verdad y estar a la altura" y en el plano político, conseguir que "dentro de cuatro años" se bajen otros 30.000 parados menos y se aumente en 70.000 los afiliados, que la pobreza siga bajando y la dependencia "sea una pesadilla superada".

"Quedaría en mejores manos con el actual Gobierno, pero vamos a colaborar", ha agregado ironizando con que 'en buenas manos' era uno de los lemas de campaña de los socialistas canarios.

En este sentido espera que el nuevo tripartito CC-PP-AHI mantenga el "apoyo" a la transición energética y en defensa de "los más vulnerables", lo que mismo que con el Estatuto, el REF y las singularidades de las islas que "no se pueden poner en riesgo".

Torres, que se ha emocionado en algunos momentos de su discurso, ha contabilizado un total de 228 Consejos de Gobierno derivados de las múltiples "adversidades" de la Legislatura, resaltando, por ejemplo, que en agosto de 2020, en plenas vacaciones, se llegaron a celebrar cinco.

Ha indicado que es una "magnífica noticia" acabar su mandato con el fin de las restricciones sanitarias derivadas de la pandemia de coronavirus y ha asumido, a modo de autocrítica, el no haber superado las cifras de listas de espera sanitarias y tiempos de espera pese al aumento de personal y recursos económicos, algo que ha achacado a las consecuencias de la pandemia.

Torres ha dado las gracias a la sociedad canaria por su "colaboración" durante la época más aguda de las restricciones, a los medios de comunicación por ayudar a combatir los "bulos" con información veraz y rigurosa y a los consejeros y miembros de los partidos políticos del 'Pacto de Las Flores' por su "lealtad" al Gobierno, que ha sido uno de los pocos en acabar tal y como empezó.

Ha señalado también que la legislatura se cerró con "grandísimos consensos" en torno a las disposiciones especiales de los ERTE, el Plan Reactiva o el Plan de Vivienda, un ejemplo de "política útil y de diálogo permanente".

Torres ha puesto sobre la mesa también el "esfuerzo" por potenciar la enseñanza de cero a tres años de forma gratuita por primera vez en la historia de Canarias y la contratación de 3.000 docentes más y 7.000 sanitarios.

En cuanto a las relaciones con el Estado ha resaltado que la comisión bilateral se volvió a reunir doce años después, que los PGE de 2023 son los de "mayor cumplimiento" del REF y que se resolvieron los conflictos que había en carreteras, en materia audiovisual y para el traspaso de las competencias en Costas.

En materia climática ha indicado que es "fundamental no perder el horizonte" de la agenda Canaria 2030 y mantener en vigor la ley de cambio climático, que "la sociedad canaria la siente suya" y de la que CC votó a favor.

Torres entiende que "toda ley puede ser mejorada" pero ve un "absolutamente erróneo" el anuncio del PP de decir que se va a derogar cuando es un texto "imprescindible y urgente" porque tiene "metas claras" que además vienen obligadas por la comunidad internacional "y la ética y la moral".

Lo mismo piensa de la bajada de impuestos que ahora "empiezan a matizar" desde el futuro Ejecutivo dado que es "un fraude" incumplir un acuerdo con los electores, a los que se les prometió que se bajaría el IGIC del 7% al 5%.

"Estás obligado a bajar el IGIC", ha indicado, con el problema de que las reglas fiscales vuelven y con 1.000 millones menos de ingresos "no se sustenta el estado del bienestar".

En su despedida, Torres ha reconocido como los momentos más difíciles de su mandato el día que se acuerda retomar las clases en plena pandemia porque "fue un momento crítico" al no saber lo que vendría por delante; el día de de la erupción en La Palma porque se desconocía cuando iba a finalizar y la destrucción que iba a generar o un fin de semana de febrero con cuatro alertas máximas, aeropuertos y puertos cerrados sin poder movilizar equipos de seguridad y el lunes siguiente, el hotel de Adeje en cuarentena con 1.000 personas al detectarse un positivo por coronavirus no se podían trasladar los medios por la calima más grande y el lunes llegaba un positivo en Adeje y tuvimos que cerrarlo con 1.000 personas dentro.

Torres ha reconocido también que le "preocupa" la posible deriva autoritaria del país en caso de un ascenso de la ultraderecha y recordado como se vivía en España durante los 40 años de dictadura y como su abuelo fue encarcelado por ser republicano.

Así, ha dicho que ahora ve como Vox llega a algunos gobiernos "y se censura, se intenta exigir qué se puede leer y que no" o qué banderas "pueden ser repudiadas", como la de los colectivos LGTBI que presenta la diversidad y la "libertad con mayúsculas".

Ha señalado que Canarias es la única comunidad de España donde se aprobó por unanimidad una 'ley trans' por lo que todos los canarios deben "sentirse orgullosos" pues la isleña es una sociedad "diversa y plural" que "está en riesgo", lo mismo que el autogobierno y que las decisiones sobre los servicios públicos se tomen en el archipiélago.

"Me preocupa", ha indicado, por lo que ha pedido a los canarios y a los españoles que voten "en conciencia" el próximo 23 de julio para decidir "qué quieren para los próximos años".